Aplicaciones de los sistemas de alta presión en diversas industrias

Los sistemas de alta presión son uno de los recursos más indispensables de diversos sectores industriales debido a que es un insumo necesario para diferentes actividades productivas y operativas, incluso, el aire comprimido es requerido para poner en funcionamiento ciertas máquinas, ya que la gran cantidad de energía que es liberada es capaz de mover diversas piezas necesarias en la cadena de elaboración de productos. La alta presión se ha empleado en fábricas desde la Revolución Industrial por lo que es entendible que sea algo indispensable.

En este artículo recopilaremos algunas de las aplicaciones principales que tiene el equipo de alta presión en diferentes ámbitos industriales, de forma que compruebe qué tan útiles son estos sistemas tanto neumáticos como hidráulicos en su compañía.

¿Qué son los sistemas de alta presión?

Se trata de una infraestructura que crea, distribuye y controla un fluido a alta presión que se transporta a lo largo de la industria mediante una serie de válvulas de alta presión y demás acoples que son necesarios para elevar la fuerza del aire o líquido e implementarlo en las diferentes máquinas que lo requieren. En términos generales, se debe disponer de un compresor o bomba que acumule el elemento y aumente la presión en su interior hasta los niveles indicados.

Luego de esto se distribuye a lo largo de las tuberías de manera controlada con el fin de que no aumente su temperatura o se pierda presión durante el trayecto; al llegar a la máquina que requiere del recurso se puede controlar mediante válvulas y monitorear con barómetros si se encuentra en un nivel óptimo para su uso.

Una de las ventajas de este sistema es la capacidad que tienen los fluidos a alta presión de mover y accionar engranajes y maquinarias de manera rápida y sin emplear demasiados recursos. Además, es un método seguro que, si se desarrolla apropiadamente, es capaz de evitar explosiones, incendios o sobrecargas en los demás equipos.

Así mismo, es una energía completamente limpia y renovable, en el caso del aire se absorbe del mismo entorno y se acumula dentro de un tanque y los líquidos, a menos de que tengan una salida, no deberán renovarse en un lapso muy amplio; ayudando a la conservación del medio ambiente y ahorrando costos a la compañía.

Aplicaciones de los sistemas de alta presión según la industria

Farmacéutica

El aire comprimido cumple un papel vital dentro de la industria farmacéutica ya que se encarga de limpiar las zonas sin la necesidad de incluir un aditivo que llegue a contaminar los principios activos y por ende afectar los efectos terapéuticos de los medicamentos. Por otro lado, es empleado en aplicaciones específicas del mercado, como la implementación del recubrimiento en las tabletas, que se realiza con una pistola neumática empujando las partículas mediante aire a alta presión.

Textil

En este caso, se emplea para poner en funcionamiento algunas máquinas que resultan indispensables dentro del proceso de confección de las prendas. Por otro lado, es utilizado como método esterilizante en peines y agujas de modo que se eliminen los contaminantes que pudieran afectar la salud de los trabajadores y la calidad de los tejidos. Gracias a esta tecnología, la industria textil es capaz de tejer de manera eficiente e invertir menos recursos.

Automotriz

Los sistemas de alta presión son fundamentales dentro de la construcción y reparación de vehículos, en primer lugar, es indispensable para la limpieza de ciertas piezas que no pueden tener contacto con sustancias líquidas, como la batería; es necesario en el funcionamiento de algunas máquinas, se requiere para inflar neumáticos e incluso para pintar el chasis.

Alimentaria

En el sector alimentario es importante que se maneje aire para la limpieza de los productos, de forma que no se contaminen de ninguna otra sustancia ni que las comidas pierdan sus valores nutritivos. Para eso es necesario que se emplee un sistema exclusivamente neumático y que la infraestructura de producción y transporte esté completamente limpia, de manera que no sea empujada alguna viruta o partícula que contamine el producto.

De hecho, en este sector existen diversas regulaciones internacionales que se encargan de preservar la calidad de los alimentos e impedir la contaminación mediante los sistemas de aire a alta presión.

Por supuesto que estas no son las únicas aplicaciones de los sistemas de alta presión en las industrias, hay que resaltar que son equipos sumamente funcionales y que van a darle beneficios en muchos más sectores del mercado. Si no ha encontrado su nicho en este artículo lo invitamos a que se contacte con Maxipresstec y consulte las diversas aplicaciones que poseen estas maquinarias en su fábrica. Llámenos a los números (722) 773 6689 y (722) 688 6351 o escríbanos al correo electrónico ventas@maxipresstec.com.

Publicaciones Recientes