Los filtros de alta presión son adecuados para su uso en sistemas de fluidos, ya sea en gases o líquidos, y se utilizan normalmente para la protección de los diferentes componentes e instrumentaciones de posibles contaminantes que están más allá del objetivo de limpieza recomendado. Ayudan a proteger estas partes o componentes importantes contra fallas destructivas. Pueden soportar presiones que varían desde 6,000 a 65,000 psi, de acuerdo con el tipo de filtro que se use y sus aplicaciones.

filtros en linea

Debido a la gran variedad de filtros que hay en el mercado, es importante seleccionar el adecuado. En Maxipresstec, nuestros técnicos los ayudarán a seleccionar el que necesitan para sus aplicaciones de alta presión, para que creen un sistema con un funcionamiento óptimo y se eviten daños por los posibles contaminantes.

¿Qué factores afectan la selección de un filtro de alta presión?

Con los fluidos y aditivos disponibles en el mercado actual, la selección del filtro para sus sistemas de alta presión es muy importante. Lo primero que se debe tener en cuenta es la compatibilidad química que juega un papel fundamental. El fluido en su sistema puede no afectar las carcasas de acero al carbono o aluminio, pero con un fluido corrosivo puede ser necesario el uso de un elemento de acero inoxidable, que además de ser más resistente, puede soportar prácticamente cualquier tipo de corrosión.

La viscosidad del fluido, por su parte, afectará el tamaño del filtro. Los fluidos viscosos requieren que los filtros tengan un tamaño mayor para mantener una caída de presión aceptable, mientras que los fluidos con mejor viscosidad pueden operar de manera óptima con filtros pequeños.

Un punto importante más que deben considerar para la selección de los filtros de alta presión es el caudal de los fluidos, sin importar si son líquidos o gases. El caudal de un sistema se proporcionará en galones por minuto (GPM) o litros por minuto (LPM), de acuerdo con las unidades de medición utilizadas en su sistema. El caudal de un sistema será un medio eficaz para determinar el tamaño del filtro que se utilizarán.

El fabricante del equipo, la bomba o el sistema de alta presión, suele determinar la tasa de flujo para que puedan seleccionar el tipo de filtro necesario. Deben contemplar que, tratar de ahorrar dinero ajustándose a las condiciones de operación normales, puede resultar en restricciones de flujo y eventualmente fallas en los componentes, costos asociados de reemplazo, así como también costos de inactividad del equipo no productivo.

El tamaño de las tuberías es otro factor importante por considerar, puesto que el puerto del filtro que puede estar en consideración para la aplicación que necesita puede no ser portado de una manera que sea adecuada para dicha aplicación.

Si bien los filtros de alta presión son diseñados para soportar hasta 65,000 psi, es importante conocer el rango de presiones que maneja su tasa de flujo para elegir el filtro adecuado para su sistema. Por ejemplo, si la presión del sistema puede ser de hasta 3000 psi, no se puede usar un filtro en el circuito de presión con una presión de estallido y/o una presión de trabajo por debajo de este nivel, aunque tampoco es necesario uno que supere de manera excesiva esa medida, ya que su costo puede aumentar significativamente.

Es importante incorporar un factor de seguridad para evitar equipos catastróficos o fallas en el sistema; por ejemplo, un filtro de tamaño insuficiente en el lado de succión puede resultar en una costosa cavitación de la bomba.

La temperatura de operación del fluido en el sistema que se filtra también es una consideración importante de manera similar con la compatibilidad del fluido. Los tres tipos principales de sellos para el elemento y la carcasa del filtro son: Buna, diseñados para temperaturas de -40° a 107° C; los Viton, para temperatura de -28° a 148° C; y el EPE o etileno propileno, para temperaturas de -48° a 148° C.

Por último, es importante considerar las limitaciones de espacio. En algunas instalaciones el espacio no es una restricción, ya que disponen de todo el requerido, pero esta es la excepción, por ello, el ahorro de espacio es muy importante. El trabajar con tuberías y componentes que tienen un flujo de alta presión se vuelve muy complejo, por lo que el espacio disponible para las instalaciones de filtros se ve afectado.

El flujo máximo debe mantenerse, pero no se puede permitir que la eficiencia sufra en la mayoría de las circunstancias. Tengan en cuenta que después de instalar el filtro en algún momento en el futuro, será necesario reemplazar el elemento, por lo que deberán colocar el conjunto del filtro en la ubicación más fácil de usar posible.

Al comprender los puntos que hemos comentado, estarán mejor preparados para seleccionar e instalar el filtro adecuado. Para obtener los filtros Maximator con los que contamos en Maxipresstec, que tienen una resistencia de presión de hasta 21,000 psi, comuníquense con nosotros.

En Maxipresstec escuchamos activamente las necesidades de nuestros clientes y ayudamos a resolver sus problemas con el fin de mejorar su productividad y rentabilidad mediante una solución integral que cumpla con sus necesidades industriales. Nuestros servicio incluyen un proceso completo y van desde la sustitución de componentes, la reparación de equipos hasta el desarrollo de soluciones integrales donde buscamos la excelencia para exceder las expectativas de nuestros clientes.

Nos comprometemos en cumplir los requerimientos de sus industrias, así como en buscar su satisfacción con los productos y servicios ofertados mediante la premisa de la excelencia, la mejora continua de sus procesos, el entrenamiento y capacitación de su personal. Contamos con socios comerciales líderes en el ramo de la alta presión y somos distribuidores exclusivos de Maximator®, Maxpro®, miniBoosters®, Pyplok® y CEJN®.

Comuníquense con nosotros vía telefónica al (722) 773 6689, (722) 688 6351 y (722) 508 4576, por WhatsApp: (722) 784 9175 o correo electrónico: ventas@maxipresstec.com para que los asesoremos en la selección e instalación de los filtros de alta presión que requieren sus procesos.