Uno de los primeros instrumentos de medición de presión que todavía se usa ampliamente hoy en día, debido a su precisión y simplicidad de operación es el manómetro de alta presión. Para su operación no tiene partes móviles y no requiere calibración, son instrumentos de medición de presión y estándares de calibración.

Abarcan desde tubos en U simples y pozos llenos de líquido, hasta instrumentos digitales portátiles con una interfaz de computadora. En Maxipresstec contamos con diferentes modelos que se adaptan a las necesidades de sus sistemas de alta presión y que pueden medir diferentes rangos de presiones utilizadas en las industrias.

El manómetro tiene una gran variedad de aplicaciones, como medir la presión que la diferencia en las alturas de las columnas, la presión de sistemas de flujo de líquido y gas, en calderas que se someten a altas presiones y temperaturas, entre otros. Un manómetro puede ser diseñado para medir directamente la presión absoluta, la presión relativa o la presión diferencial.

¿Cuál es el propósito de un manómetro?

Como mencionamos, un manómetro es un dispositivo de medición de intensidad de fluido. Son necesarios para la configuración y el ajuste de las máquinas de alimentación de fluidos a altas presiones, ya sea hidráulica o neumática. Sin manómetros, los sistemas de alimentación de fluidos serían impredecibles y poco confiables.

Los de presión hidráulica están disponibles para medir hasta 101,000 psi, a menudo se instalan en o cerca del puerto de presión para indicar la presión del sistema, pero se pueden instalar en cualquier lugar donde se deba monitorear la presión, especialmente si los subcircuitos funcionan a una presión diferente de la presión de la bomba, como después de una válvula reductora. Su aplicación en los sistemas neumáticos se clasifica para no mucho más de 300 psi, aunque los sistemas típicos funcionan alrededor de 100 psi.

Manómetros digitales vs analógicos

Los manómetros están diseñados para medir la presión de gases y líquidos. Por lo general se utilizan para aplicaciones de alta presión. Son el equipo más comúnmente utilizado en las plantas eléctricas e industriales y se usan ampliamente en muchas industrias diferentes. Hay dos tipos básicos: analógico y digital.

El uso de la tecnología analógica se remonta a hace 150 años, en el momento de la Revolución Industrial, cuando la gente comenzó a utilizar la energía de vapor en fábricas y locomotoras. En ese momento, los accidentes eran muy comunes debido a la alta presión descontrolada, por lo que el uso de los manómetros aumentó rápidamente para proteger a los trabajadores y las plantas.

Básicamente, la tecnología no cambió durante años, pero hace unos 30 años los medidores de presión digitales comenzaron su propia revolución, gracias al rápido avance de la tecnología. Su confianza y su rendimiento han mejorado enormemente en los últimos años, además que su presión es cada vez mayor.

El manómetro de alta presión analógico tiene la ventaja de una instalación extremadamente fácil en cualquier sistema de alta presión, ya que son diseñados para las conexiones y entradas estándar utilizadas en las industrias. Su precio es el más asequible de todos, lo que es ideal si requieren una gran cantidad de piezas para todos sus procesos. Además, gracias al método indicador de la presión, es más fácil leer los resultados a la distancia.

En comparación con los manómetros digítales, los analógicos no son tan precisos, ya que manejan un factor de incertidumbre mayor. La pulsación de la presión, los picos de sobrepresión y la temperatura ambiente pueden causar un desgaste prematuro de los dispositivos analógicos, por lo que deben ser calibrados con mayor frecuencia y requieren de mayor mantenimiento, que debe realizarse en la posición donde se van a utilizar.

Por su parte, los manómetros digitales son relativamente fáciles de instalar, aunque requieren un mayor proceso que los analógicos. Son adecuados para una amplia gama de aplicaciones e industrias de cualquier rubro, gracias a sus características de durabilidad, resistencia y robustez. Permiten una lectura más rápida y precisa que los analógicos y cuentan con un amplio rango de presión.

Realiza lecturas constantes cuando la vibración es alta, además algunos equipos pueden mantener las lecturas realizadas almacenadas en la memoria para crear un historial de las posibles variaciones de la presión. Hay algunos manómetros digitales de alta presión que tomarán medidas internacionales, al mostrar resultados en diferentes unidades como bar, psi, MPa. Así como pueden soportar la sobrepresión y la pulsación de presión constante, sin sufrir un mayor descaste o descalibración. El único inconveniente que tienen, en comparación con los equipos analógicos, es que requieren una fuente de alimentación, como baterías, un bucle o energía solar.

Los expertos creen que los dispositivos analógicos no dejarán de ser componentes sin alimentación, autoaccionados y a precios razonables; por lo que su uso no se dejará de lado en los sistemas de alta presión, donde las fuentes externas de energía no sean compatibles. Sin embargo, es claro ver que hay lugar para ambos productos. Con respecto al manómetro de alta presión digital, se piensa que existe una mayor oportunidad de mejora y que más compañías están listas para invertir y comprar la última tecnología.

Cuando compren un manómetro, comprueben siempre su hoja de datos; decidan qué tipo de precisión se necesita para la lectura; cuánto están listos para gastar; qué salidas necesitarán y dónde se instalarán. Si no saben cuál es el indicado para sus sistemas de alta presión, los técnicos de Maxipresstec podrán asesorarlos.

Somos una firma de ingeniería dedicada a proporcionar soluciones de flujo, presión y movimiento. Nos especializamos en las aplicaciones de alta presión, que van desde los 600 hasta los 17,000 bares. Todos los productos que manejamos cumplen las certificaciones de calidad y confiabilidad. Fabricados con los materiales más resistentes exigidos por las normativas nacionales e internacionales.

Desarrollamos soluciones integrales y sistemas acorde a especificaciones de cada uno de nuestros cliente, como bancos de prueba, powerpacks, estaciones de amplificación de aire, carritos de pruebas hidrostáticos, entre otros. Para conocer la gama de manómetro de alta presión con la que contamos, los invitamos a comunicarse con nosotros a través de nuestro WhatsApp: 722 784 9175, por el correo electrónico: ventas@maxipresstec.com o a través de nuestras líneas telefónicas.