Consejos para escoger manómetros de alta presión adecuados a sus requerimientos

Los equipos de alta presión como bancos de prueba, powerpacks, amplificadores de aire, etcétera, requieren de manómetros de alta presión para medir la presión de los fluidos en los sistemas cerrados. Se trata de elementos sencillos, sin embargo, es importante contar con ejemplares adecuados y de calidad.

Requieren de calibración y ajuste periódico, lo que puede frenar las operaciones de los sistemas de alta presión, por lo que es importante estar preparado y conocer algunos criterios para escoger un buen ejemplar. Algunos de los más importantes son los siguientes.

Escoger el rango de medición adecuado

El rango de escala debe elegirse de modo que la presión medida del proceso esté entre 1/3 y 2/3 del rango de escala. Como regla general, el rango de medición tiene que ser dos veces mayor que la presión de operación. Escoger un rango de medición demasiado pequeño hará que el manómetro funcione siempre en el último tercio de su escala, lo que puede conducir a la fatiga del metal del elemento sensible a la presión, ya que está sometido a una tensión alta y constante.

La sobrepresión repentina es otro motivo por el que no deben optar por un rango menor. La elección de un rango de medición que sea demasiado grande dará lugar a una indicación dentro del primer tercio de la escala, asimismo, reduce la precisión. Asegurar una presión operacional entre 1/3 y 2/3 del rango de escala permitirá una óptima precisión de medición y garantiza una larga vida útil del manómetro, especialmente en procesos sujetos a presiones cíclicas.

Elegir la unidad de medición adecuada

Hay muchas unidades disponibles para medir la presión, algunos ejemplos son bar, mbar, Pa, kPa, MPa, PSI, mmH2O, entre otros. La elección de la unidad depende, en gran medida, del sitio donde está instalado el medidor y de la presión que se maneje. En Europa se utiliza la unidad bar, aunque para medir señales de control neumático suele usarse la unidad psi. Las unidades como PSI e inHg se usan con amplitud en Estados Unidos. Para las aplicaciones de alta presión en nuestro país recomendamos optar por manómetros de alta presión con la unidad bar, los cuales son componentes comunes en sistemas hidráulicos de alta presión.

Determinar la precisión de la medición

La precisión debe elegirse según la aplicación y puede variar de 0.1 a 5%. Si buscan solo una idea aproximada de la presión en una posición específica del proceso, no es necesaria una alta precisión, basta con una entre 1.6 y 5%. Si lo que buscan es una precisión mayor, se recomienda una que esté entre 0.1 y 1%. Si la precisión más alta de los manómetros les parece insuficiente, opten por un transmisor de presión electrónico.

Considerar el tamaño del dial

Esta elección depende de la precisión deseada y de la aplicación para la cual utilizarán el manómetro. Un dial con un diámetro mayor presenta graduaciones intermedias para que la presión medida pueda leerse con suma precisión. Determinar por qué es necesario un manómetro también puede influir en el tamaño del dial. Un diámetro mayor también puede ser útil para leer la presión medida desde cierta distancia. Los manómetros pequeños, se recomiendan si se instalarán en un gabinete o si desean medir las presiones de entrada, salida o ajuste de los equipos de alta presión de control neumático.

Determinar el material del elemento sensible a la presión

La elección del material depende del medio del proceso, y de la magnitud de la presión por medir. Si buscan medir la presión de un medio corrosivo o agresivo, lo conveniente es contactar con el proveedor para escoger el material adecuado para el elemento sensor. Se utiliza acero inoxidable en muchos, sin embargo, no es adecuado para todo tipo de medios. Un ejemplo es el manejo de fluido con iones de cloro libre, los cuales pueden corroer el acero inoxidable.

Las alternativas son los tubos de Bourdon fabricados con tantalio o Hastelloy C276, sin embargo, se trata de metales especiales cuyos precios pueden ser altos, especialmente para tubos Bourdon de paredes gruesas, que son convenientes para la medición de altas presiones. Elegir un sello químico puede ser una opción en función de la presión a medir.

Considerar la conexión de proceso

Existen muchos tipos de conexiones en manómetros de alta presión, sin embargo, suelen agruparse en tres categorías: roscadas, bridadas y con abrazaderas. Su elección no siempre es sencilla debido a que deben considerarse las condiciones del proceso. Las conexiones atornilladas son asequibles, pero no son funcionales en todas las aplicaciones, por ejemplo, las sanitarias donde puede haber una proliferación bacteriana.

En manómetros estándar con conexión atornillada, el tubo Bourdon se encuentra expuesto al medio de proceso, por lo que no es útil si el medio es muy viscoso, ya que puede cristalizarse o congelarse. En todos los demás casos, puede usarse la conexión roscada. Los medidores con bridas son equipados con un sello de diafragma, y cuentan con una amplia variedad de tipos y diámetros.

Las conexiones de abrazaderas se utilizan en las industrias alimentaria y farmacéutica para aplicaciones sanitarias, gracias a que pueden retirarse rápidamente para limpiarlas, además, siempre están equipadas con un sello de diafragma para evitar la proliferación de bacterias. Para garantizar su durabilidad, consideren algunos consejos para maximizar la vida de los componentes de sistemas de alta presión.

Considerar la posición de conexión

Deben conocer, antes de elegir un manómetro, la manera en que realizará el montaje. Las conexiones pueden encontrarse en la parte inferior o posterior del medidor. Para las mediciones de las presiones de tuberías, la conexión se encuentra comúnmente en la parte inferior. Los manómetros montados en equipos o paneles de control neumático comúnmente presentan una conexión trasera.

Determinar si desean un manómetro con o sin sello de diafragma

El diafragma aísla el elemento sensor del medio y normalmente es usado cuando las condiciones del proceso cumplen con una o varias de las siguientes propiedades en el medio:

  • Altamente viscoso.
  • Con posibilidad cristalizar o congelarse.
  • Con sólidos que pueden dejar depósitos.
  • Corrosivo y con potencial de dañar el tubo Bourdon.
  • Tóxico o peligroso. Un diafragma ofrece protección adicional contra la contaminación del medio ambiente.

También se usa cuando las condiciones del proceso cumplen con uno o varios de los siguientes puntos.

  • La temperatura del medio se encuentra fuera del rango de temperatura del elemento sensor.
  • Aparición de sobrepresión alta. Se sugiere un sello de diafragma con un lecho de membrana preformado, de esta manera, cuando se produzca una presión elevada, la membrana no se deforme.
  • La lectura remota es indispensable, lo que puede lograrse con un capilar.
  • La limpieza sanitaria es indispensable.

El diafragma evita que el medio ingrese al tubo de Bourdon y se solidifique en su interior. Si llega a ocurrir, la última parte del tubo no detectará cambios en la presión del proceso, lo que causa desviaciones del puntero incorrectas.

Si el manómetro de su equipo se ha dañado y necesita un ejemplar de calidad, u otros componentes en su sistema de alta presión como los filtros en línea, marquen a los teléfonos (722) 773 6689 o (722) 688 6351 o visiten nuestras oficinas ubicadas en Cristina #105A, Colonia Unidad Victoria, Toluca, Estado de México.

Publicaciones Recientes